skip to Main Content
Menú

Entrevista: Diana Hernández de Locomoción, hace realidad virtual con plastilina

14111781_10210242183679360_1289414449_n

Todos los asistenes al VR Fest de la Ciudad de México estuvieron moldeando colectivamente un stop motion rotoscópico con plastilina. Foto de VR Fest MX

El proyecto Locomoción, encabezado por Diana Hernández, nos ofreció una experiencia más tangible, así como una visita al abuelo de los gif.

Todas las experiencias que hubo durante los días que duró el Festival de Realidad Virtual en el Foro Indie Rocks, celebrado el 26 y 27 de agosto en la Ciudad de México, utilizaban de alguna forma los dispositivos de Samsung VR, Oculus Rift o HTC Vive, todos visores o headsets. Sin embargo, el proyecto Locomoción, encabezado por Diana Hernández, nos ofreció una experiencia más tangible, así como una visita al abuelo de los gif.

Locomoción es un festival de animación enfocado en procesos experimentales, realizado en colaboración con un grupo de animadores que realiza cortometrajes y explora el vasto campo de los materiales, técnicas, narrativas y formas de expresión visual, dando un giro a lo establecido.

14117850_687419901407193_3250204527590322515_n

La escultura “Guerreros Dimensionales” en el VR Fest MX

Este grupo trajo una escultura gigante de plastilina con una cara, llamada “Guerreros Dimensionales” que todas las personas podían moldear, ya sea agregando o quitando piezas, dando la oportunidad de que el público explore su lado creativo. O en palabras de Diana, “la pieza es un stop motion colaborativo, para concientizar a la gente, que cuando se crean proyectos cooperativos, se pueden obtener resultados sorprendentes. Mucha gente al inicio no se animaba y descubrimos que son talentosos para modelar”

Resultaría raro ver un espacio dedicado a un colaborador del VR Fest que no usa la realidad virtual; sin embargo, la chica de Locomoción opina diferente: “Teníamos dudas e inquietudes sobre si las personas que vienen a un evento de realidad virtual se acercarían a un proyecto análogo, pero toda la gente se vio feliz de participar. El resultado fue interesante, debido a que usamos una cámara estereoscópica, y el producto se podrá ver con lentes tradicionales de 3D.”

14080863_10210242184599383_1714656630_n

Desempolva esos lentes de 3D que venían en la caja de cereal.

Aunque este festival es una de las mayores cedes para la agrupación, no es lo único que han hecho y harán. “Esta es nuestra tercera edición. Anteriormente usamos mapping en un corazón de cartón gigante, el cual proyectaba animaciones de forma triangular, y en él participaron varios animadores y estudios independientes.”

Una de las ventajas de tener diferentes animadores y estudios colaborando en un mismo proyecto, es que los materiales utilizados no siempre son ordinarios, y en dado caso que lo sean, se usan de formas poco convencionales. El mismo booth tenía otro proyecto: un flipbook con el caballo de “The Human Figure in Motion” del fotógrafo inglés Eadweard Muybridge.

Para el proyecto en el que participa Diana, esto representa una forma de expresión: “Somos multiplataforma. El proyecto de “The Human Figure in Motion” es una pieza de steel books, en el cual colaboraron varios animadores. Es un homenaje al abuelo del gif, pero de una forma análoga. También tenemos proyectos interactivos, como el corazón, el cual regresará y podrá leer los latidos de la gente, y unirlos con las animaciones.”

0014ig

“The Human Figure in Motion”, cuando se pone en un cuadernillo o flipbook, se vuelve en realidad en el antepasado de los gif.

Al estar presentes en un evento sobre realidad virtual y mostrar un proyecto colaborativo, Diana tiene varios pensamientos sobre el futuro de la interacción virtual: “Existen contenidos interesantes, al final es una extensión de los sentidos, y el arte es una expresión del humano que genera emociones. Y si en algún momento podemos superar la empatía, creo que la realidad virtual pueda llegar a ejemplificar lo que ve y siente otra persona.”

Hasta el momento, cualquier experiencia virtual exige al usuario una separación del mundo físico y de las personas que se encuentran a su alrededor. Diana imagina un futuro en el que esto no sea un impedimento para las relaciones sociales: “La búsqueda de privacidad es un reflejo de nuestra sociedad, como los hikikomori, chicos japoneses que se alejan del mundo y optan por estar encerrados en sus habitaciones todo el tiempo. Las redes nos alejan del otro, pero cuando dos personas puedan ver lo mismo, será el momento en el que las experiencias en realidad virtual y realidad aumentada lleguen a su punto máximo.”

Sebastián Quiroz Navarro

Gamer de corazón, reseñador y hipster wannabe y amante de la cultura geek. Estudiante de Ciencias de la Comunicación en la UNAM.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *