skip to Main Content
Menú

Las referencias religiosas en “Las Crónicas de Narnia”

Nanriaport

Las Crónicas de Narnia: el león, la Bruja y el ropero se publicó en 1950 y es el primero de 7 libros.

Todo es culpa de J.R. R. Tolkien quien “convirtió” a C.S. Lewis al cristianismo durante una larga y tendida caminata.

Hay varias teorías que tachan a Lewis de ser un escritor que tenía por objetivo convertir a sus lectores en fieles seguidores de Dios. Lo cual es verdad en cierta medida, ya que el propio Lewis dijo que él esperaba que su libro “facilitara a los niños la aceptación al cristianismo” una vez fuesen adultos. ¿Será posible? Pruébenlo por ustedes mismo con la numeraria siguiente:

ASLAN1

5. Edmond el “Judas” Pevensie es el segundo en la lista de nacimiento de los 4 hermanos Pevensie. La familia llega a Narnia por medio de un clóset. Edmund traiciona a su familia porque nadie le hace caso, se le considera un mentiroso y además intenta deshacerse del yugo que es su hermano mayor, Peter. La bruja Blanca seduce a Edmond con dulces turcos, una referencia que podemos ligar con la tentación de otras religiones en el área árabe sobre Europa como lo es el islam.

EDMUND

4. Antes de la traición, la bruja Blanca se dirige a Edmund como “hijo de Adán” de la misma forma en que el Fauno nombra a Lucy, la más pequeña de los Pevensie, como “la hija de Eva”, una referencia textual a los humanos que expulsaron del paraíso por haber probado el fruto prohibido. A partir de este punto no hay vuelta atrás, Narnia está en grave peligro.

eva

3. Aslan es Jesús: el león, quien es amo y señor de Narnia muere en manos de la bruja Blanca para contrarrestar la traición de Edmund, es decir, se sacrifica para salvar al chico, a sus hermanos y a toda Narnia. Él se sacrifica tal y como lo hizo Jesús, pero no en una cruz, el león lo hace en una piedra para después renacer y vivir para siempre –como espíritu “viviente”– en Narnia.

CONTINÚA ABAJO…

2. Una vez muerto, el cuerpo de Aslan no es encontrado. Las hermanas Susan y Lucy Pevensie llorarán al pie del lugar donde el rey yace. Una imagen que nos rememora a la virgen María y Magdalena quienes lloraron en la cruz.

lucyySusan

1. Una vez que vencen a la bruja Blanca, gracias a la fuerza y al espíritu que Aslan sembró en los corazones de las bestias de Narnia y de los Pevensie, el león renace por medio de una “magia profunda” y de la cual no se entra en detalles.

ASLAN2

En resumen, Narnia retoma la historia milenaria de Jesús: el hijo de Dios que se sacrifica para salvar los pecados de todos. Las pruebas ahí están. Pero, no obstante la lectura realizada, es necesario preguntarnos cuántas otras historias no utilizan la estructura narrativa que el hijo de Dios ha contado durante más de 2 mil años, ¿Harry Potter? ¿El Señor de los Anillos? ¿Supermán? ¿Batman? ¿Algunas obras de Shakespeare?

good

La lista de preguntas puede seguir y seguir si nos echamos un clavado hacia el pasado. El punto que tratamos de comprobar es que la obra de Lewis, como muchas otras, parte de algún dogma religioso en menor o mayor medida; y de esta forma, tanto Narnia como otras historias pueden contactar con el público de la misma forma en que la narrativa del hijo de Dios ha impactado sobre nuestras vidas, educación y la manera en que hemos observado el mundo por más de 2 mil años sin ser creyentes, ateos o el título que ustedes quieran.

PARA LEER MÁS

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *