skip to Main Content
Menú

Manifiesto “Soy joven, soy lector”

giphy

El Modelo de Lectura (MOLEC) levantado por el INEGI en 2016 dice que los mexicanos leemos 3.8 libros al año.

Si comparamos el dato del MOLEC con los 5.3 libros que los mexicanos leen al año según la Encuesta Nacional de Lectura por CONACULTA en 2015 tenemos un problema... ¿será que sí?

 ¿Por qué leemos menos libros? ¿Cómo es que sucedió esta disparidad? La diferencia de los censos se basa en una característica que habla mucho del país en el que vivimos. La encuesta realizada por el INEGI  sólo consideró a lectores de 18 años en adelante, mientras que la ejecutada por la Secretaria de Cultura sólo incluyó lectores a partir de los 12 años. ¿Dónde quedaron los LECTORES de 11, 10, 9, 8, 7… en ambas encuestas? ¿Ellos no saben leer? ¿Por qué carajos no los contaron? ¿Que acaso no “valen” como lectores?

Al parecer, los responsables de las pasadas encuestas no tienen idea de dónde encontrar lectores infantiles en México, como si no supieran que en este país, sí, en este pedazo de tierra se lleva a cabo una de las FERIAS DEL LIBRO INFANTIL Y JUVENIL MÁS IMPORTANTES DEL MUNDO: FILIJ. Aquí les dejamos el link para que en su próxima encuesta sepan un poquita más del tema. Lástima por ellos, sus encuestas serían muy diferentes si hubieran entrevistado a los chic@s de 11 años y menos.

foto1

Para no hacer más corajes y para dejar a un lado los número secosles traemos el manifiesto LECTOR decretado por el siempre heroico, parrandero y buena onda del Consejo Editorial Juvenil de Linternas y Bosques que definitivamente plasmauna mejor radiografía del lector actual que los nefastos datos ya mencionados. El Consejo se reúne el último sábado de cada mes en la bella y siempre polémica Biblioteca Vasconcelos de la mano de nuestros amigos Adolfo CórdovaÁurea Xaydé Esquivel.

El Consejo Editorial Juvenil de Linternas y Bosques se describe así:

Somos un grupo de jóvenes, de entre 15 y 33 años, que se reúne en la Biblioteca Vasconcelos por un interés común: los libros. Consideramos indispensable la reflexión en torno a la literatura desde un lugar cuya única condición es la de ser joven y ser lector.

El manifiesto que verán leerán a continuación fue escrito por Alejandro Flores, miembro del Consejo y estudiante de 19 años de la Licenciatura en Letras Hispánicas por la UNAM. Es así como Alex presenta el Manifiesto “Soy joven, soy lector”. La imagen fue diseñada por Frann Peraza, otro miembro del Consejo:

manifiesto

CONTINÚA ABAJO…

Como pudieron observar, el Manifiesto “Soy joven, soy lector” toca varios temas que nos encantan como la posibilidad de leer otros medios como los videojuegos, el cine, las series, las caricaturas o cualquier otro fenómeno al que estamos prestándole atención. Además, busca romper con el paradigma que encierra a la literatura juvenil como simples bestsellers u olas mediáticas efímeras. Lo que más nos gusta es que el Manifiesto agudiza sobre los diferentes soportes de lectura que han sobrepasado el libro impreso.

Por si fuera poco, también están los memes del Manifiesto bajo la autoría de Áurea.

Meme1
Meme1
Meme2
Meme3
Meme1Meme2Meme3

Para finalizar, hemos de Aplaudir este Manifiesto y juramos defenderlo a capa y espada. “Soy joven, soy lector” dibuja mucho mejor la condición juvenil –infantil– lectora que los 5.3 o 3.8 libros que dicen que leemos al año, ¿en verdad creen lo que nos dicen?, por tal motivo, hemos decidido que daremos la vida por el Manifiesto y lo llevaremos a las siguientes generaciones.

¡Es hora de que el lector se escuche porque sin él los libros no son nada!

Para checar el Manifiesto “Soy Joven, soy lector” en su totalidad da click aquí.

PARA LEER MÁS

This Post Has 2 Comments
  1. No soy joven pero soy lector, por ello este comentario tómenlo con esa salvedad. Me gustó que hayan llegado a la emisión de un “Manifiesto” y que pongan en duda las cifras que publican las diferentes encuestas que se hacen sobre la lectura en nuestro país. Es fácil comprobar que los jóvenes escriben y leen casi constantemente en diferentes soportes y formatos, pero yo creo que cuando hablamos de la lectura nos referimos a la que implica un acto intencional, volitivo con la clara intención de aprender y disfrutar, o de disfrutar aprendiendo o de aprender disfrutando mediante la lectura. Y la lectura la entiendo como el diálogo entre el que escribe y el que lee, el diálogo en el que hay una connivencia entre lector y escritor. La lectura la entiendo como la toma de un libro (en papel o en cualquier otro soporte, sea en solo texto o con ilustraciones y menos texto, ya que lo que vale es el contenido) con el interés de informarse, en el caso de las lecturas que se hacen sobre todo al estudiar una carrera o al ejercer una profesión como forma de consulta para la actualización permanente; pero sobre todo la lectura que se hace por el placer de leer, por disfrutar la ficción que nos presentan los escritores en forma de poemas, cuentos, novelas, dramas…, lectura que nos forma, nos hace crecer, nos amplía nuestra cosmovisión , nos descubre nuevos paradigmas, nos hace soñar, imaginar, crear, nos enseña a pensar, a dialogar, a llorar, a escribir mejor, a ser más humanos. En este sentido, creo que al manifiesto le falta, pero no importa pues es su primera aparición.

    1. Tienes razón Rafael, quizá el manifiesta necesita más puntos pero sin duda es único en su especie. Nos gustaron tus puntos en defensa de los lectores.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *