skip to Main Content
Menú

VR Fest MX: #NuevosMundos, talento y fomento a la Realidad Virtual en México

13495033_720293641444074_4537166324302852153_n

El primer Festival de Realidad Virtual en México ha sido un evento que demuestra ser el primero de su clase, ya sea para bien o para mal.

Sin duda alguna, esta es una de las mejores experiencias para quien no esté tan familiarizado con la cultura tecnológica, pero para alguien que ha seguido de cerca el crecimiento del fenómeno del VR, bueno, no es una gran sorpresa.

No me malinterpreten, el evento realizado en el Foro Indie Rocks el 26 y 27 de agosto de 2016 es magnífico. Las conferencias son de lo mejor y son el escaparate de grandes innovaciones técnicas, como fue el caso de “El Hardware cambió para siempre” por parte de Oniria. Comenzó con una explicación del Omnirift, un aparato que brinda la mejor experiencia, aunque también la más costosa. Esta compañía formada por Muv, Funktionell y Plim, una triada de emprendedores mexicanos, también presentaron el O-Mat, un tapete que es capaz de imitar la sensación de caminar en un ambiente virtual.

MG_9726

El O-Mat, desarrollado por Oniria, tiene 256 sensores que detectan la presión de cualquier parte del cuerpo para crear experiencias interactivas. Foto de Oniria.

Es simplemente genial. La demostración que hicieron propone entornos virtuales que ahora podremos recorrer con mayor facilidad, liberándonos del control que usan muchas experiencias de exploración de realidad virtual. No obstante se trata de un trabajo en desarrollo, evidente en el retraso bastante grande entre realizar una acción en el mundo real y verla en el mundo virtual.

De igual forma, el resto de las conferencias daban todo lo que el público buscaba; no por nada la sala de conferencias se llenaba más con cada presentación y me obligaba a subir al segundo piso de la sala.

Las mejores también incluyen “Entendiendo el fenómeno de Pokémon Go y cómo implementar este tipo de videojuegos en tu negocio”, “Posibilidades del entretenimiento y los videojuegos mediante VR”, “De 0° a 360° en Facebook y los errores que debes evitar” y “Virtual Reality for Social Change”. Cada una profundizaba en una forma en la que la realidad virtual ha estado evolucionando, ya sea desde perspectivas técnicas, transmedia, de aceptación social y como nueva forma de entretenimiento.

14114039_10210241395019644_1009768357_o

Funktionell, una empresa mexicana dedicada al diseño interactivo, estuvo presente durante la conferencia de Oniria.

Es una lástima que no todos los espacios para colaboradores siguieran esta idea. Muchos de ellos se centraron en experiencias que veíamos cuando se lanzó el Oculus Rift en marzo de este año. Ya saben, los famosos simuladores de caminar y juegos casi injugables. Pero mejor, empecemos con lo bueno.

El mejor booth del show floor que acompañaba a las conferencias es un claro ejemplo sobre la evolución de la tecnología. Lo que al principio el Oculus soñaba tener, el HTC Vive y los desarrolladores de GameCoder Studios lo lograron. El juego que presentaron era simple: al estilo de varios juegos de score infinito, nos enfrentamos a oleadas y oleadas de enemigos.

Es el uso de un espacio sustancioso y los dos controles los que permiten la creación de una experiencia inmersiva. Si un enemigo lanza una bola hacia nosotros, de verdad lo creemos, y nos agachamos, tratando de esquivar el proyectil. Y en el fondo, es un juego que todos pueden disfrutar por la temática. No hay un objetivo, pero sí puntuación, y cada vez que alguien rompía uno, regresaba el antiguo dueño y trataba de retomarlo. No es por presumir, pero yo obtuve el puntaje más alto, con 122 muñecas endemoniadas derrotadas.

14159101_10210236677621712_793761904_n

El juego desarrollado por GameCoder Studios resultó ser uno de los más atractivos del evento

CONTINÚA ABAJO…

Lamentablemente, el resto de los espacios dedicados a videojuegos no fueron tan sobresalientes. Canvas proporcionó dos experiencias diferentes: la primera era una simulación de una carrera de Fórmula 1. Esta tiene una característica que puede atraer a cualquiera, debido a que el espacio en donde jugabas era, de hecho, un carro de F1, bastante cool. Pero aunque este detalle puede crear una mayor inmersión, no aporta mucho cuando el juego está casi roto. Para empezar, el automóvil aceleraba de manera brusca con tan solo presionar un botón, un ligero movimiento hacia cualquier lado lanzaba el coche contra las paredes.

El segundo juego de Canvas parecía un demo del Oculus de hace como dos años. Simplemente caminabas y disparabas, pero fallaba constantemente. El primer error fue en el sensor de movimiento y en una segunda ocasión, se congeló el visor.

14163669_10210236666821442_851815679_o

A decir verdad, conducir un auto de Fórmula 1 en esta experiencia desarrollada por Canvas sí fue bien chido.

Oniria realizó una labor complicada digna de aplaudirse. No usaron un Oculus o un HTC, sino el visor VR de Samsung para recrear el famoso juego de snake, o “la viborita”, en primera persona. Es admirable el haber creado esta experiencia en un dispositivo inferior a los otros dos, sin embargo, se nota que es un prototipo para algo mejor. El mover a la serpiente depende del movimiento del headset, aunque tiene un retraso de varios segundos.

Ahora, salgamos de los juegos y hablemos sobre los espacios que utilizaron la realidad virtual para viajar, volar y explorar un universo. El mejor de todas estas experiencias fue “When Storytelling Changed Forever” por la productora de Los Ángeles Future Lighthouse. Este implica estar sentado y realizar acciones más pasivas, aunque ofrece una mirada a mundos y culturas a las que no tenemos acceso y que ahora podemos explorar.

14123553_10210241384899391_1135392988_o

Future Lighthouse es un estudio de realidad virtual que está expandiendo las fronteras del mundo del cine tradicional y el lenguaje audiovisual como los conocemos.

Utilizando el visor VR de Samsung, somos presentados con cinco diferentes videos, ninguno dura más de seis minutos. Viajamos por la Antártica y podemos ver una aurora polar; caminamos por una selva acompañado de miembros de una tribu que hablan e interactúan con nosotros; paseamos por Israel e incluso presenciamos un concierto de Natalia Lafourcade. Este es un claro ejemplo de lo mencionado por Jordan Marinov, co-fundadora y productora de Hidden Tears, un proyecto audiovisual que busca crear consciencia de la explotación de menores en Estados Unidos. Podemos experimentar otras ciudades, tradiciones y culturas sin salir de nuestro hogar. En los dos minutos con treinta y dos segundos que dura el video, se puede ver un recinto religioso por fuera y por dentro, en donde cientos de personas expresan sus creencias de una forma que solo se puede experimentar viéndola.

En cuanto a formas interesantes de estar, “Vuelo Libre”, o “Flying 360°”, se lleva el pastel. Este booth no fue tanto sobre lo que se ve sino la forma en que se ve. En lugar de estar sentados, nos colocamos un arnés y nos suspendemos en el aire. De esta forma, uno se siente más conectado con la experiencia, y la sensación de surcar el cielo sobre Chapultepec o Puebla es mucho más convincente.

14137852_10210236678781741_75317327_n

El arnés de Vuelo Libre sí te la crees.

Mattel View-Master regresó de los noventa, y no lo hizo en forma de fichas, sino como una experiencia de realidad virtual. En lugar de tener que cambiar manualmente cada imagen con una palanquita, ahora tienes la posibilidad de explorar una imagen con el movimiento de tu cabeza. Las tres demostradas fueron espacio, océanos y la sabana. Incluso integra un elemento estilo Pokemon Snap en los últimos dos, ya que puedes tomar fotos y aprender sobre animales y plantas.

14137863_10210236679261753_1892498718_n

Su servidor malviajándose con el Mattel View-Master del nuevo milenio

Esto no fue todo lo ofrecido en el Festival de Realidad Virtual en México, pero sí lo mejor. Probé todo, y créanme, lo que no mencioné fue porque probablemente era muy burdo o prototípico. Pero así es esta industria. El VR aún se logra comercializarse, y es por eso que las experiencias no siempre serán las mejores. Se sigue experimentando con todo lo que se puede hacer con esta tecnología, desde eliminar controles y centrarse solamente en el movimiento del cuerpo, hasta la incursión en otros medios que no son videojuegos o formas de exploración, sino complejos simuladores de la realidad.

Los debates seguirán ahí, solo es cuestión de tener un foro dedicado a esto para seguir explorando los límites de la realidad virtual. Confío en que el siguiente año será mucho más grande y mejor.

 

Todas las fotos por Sebastián Quiroz, excepto donde se indique

Sebastián Quiroz Navarro

Gamer de corazón, reseñador y hipster wannabe y amante de la cultura geek. Estudiante de Ciencias de la Comunicación en la UNAM.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *